Dónde


 

Tipo proveedor


 

Sirve a


 

LAS CLAVES DEL ÉXITO EN HOSTELERÍA

Las claves del éxito. Inforestauración

¿Cuáles son las claves del éxito en restauración y hostelería?

Hay muchos negocios de hostelería. Los hay con mucho éxito, mundialmente famosos, y los hay con problemas para competir con el local de enfrente. Si todos cubren necesidades similares desde el punto de vista primario, ¿cuáles son las diferencias que provocan esto?.

¿qué hace bien las empresas que tienen éxito?, ¿cómo lo hacen?, ¿cómo se puede conseguir?

En un negocio de restauración hay pues diferentes claves de negocio:

  1. Calidad de Servicio en relación al precio: el valor añadido que le damos al cliente además de la comida. Toda la experiencia que tiene desde que entra en contacto hasta que finaliza. El servicio se compone de muchas pequeñas partes:
    1. La tipología del trato de todo el personal desde que entran hasta que salen.
    2. El ambiente del local
    3. La velocidad de servicio
    4. La limpieza
    5. Las facilidades de acceso
    6. La consistencia de entrega de calidad
    7. La gestión de las incidencias y quejas
  2. Calidad de Producto en relación al precio: el nivel de calidad de los platos y la consistencia en su entrega son el elemento más obvio. Su relación con el precio y el margen son más importantes. Son una parte muy importante del servicio, aunque no única. El producto además de ser exitoso por demanda debe estar equilibrado al precio pero también debe tener una consistencia en la calidad, es decir debe ser constante en el tiempo, o como mínimo, no debe empeorar. El cliente que repite va a una enseña conociendo lo que le dan, y no se le puede fallar.
  3. Ubicación: este es un factor que nos influirá en el grado de éxito comercial. Si bien es cierto que los establecimientos muy especiales consiguen desplazar a clientes, lo más probable es que un alto porcentaje de los clientes vengan de la zona de influencia de retail. La ubicación afecta además al suministro de las mercancías, facilitándola o complicándola. Hay negocios que consiguen sobrevivir en ubicaciones muy malas, pero son la excepción que confirma la regla.
  4. La gestión de los detalles: El negocio de restauración es un tipo de actividad en la que se deben controlar una gran cantidad de pequeños detalles que afectan a la rentabilidad. Se necesita capacidad de trabajo y de Dirección de equipos humanos . Se debe tener en cuenta además, que las puntas de trabajo coinciden con los momentos de ocio del resto de la población: horas de comidas y fines de semana.
  5. El ambiente: El envoltorio es otro de los factors que ayudan a que un negocio tenga un éxito superior. A la gente le gusta acudir a establecimientos que tengan un buen ambiente ya sea a nivel decorativo como del tipo de clientes que acuden.
  6. La consistencia en la calidad: Obtener una experiencia parecida siempre que se acude al establecimiento produce seguridad en los clientes y por lo tanto repetición. La repetición produce ocupación y por tanto rentabildiad.
  7. La reputación: Si un cliente está contento, se lo dice a otro. Si está descontento a varios. La reputación de un establecimiento es un gran motor de rentabildiad, tanto al alza como a la baja.

Obviamente varios de estos elementos están relacionados. La coherencia y la consistencia entre todos ellos es por tanto otro factor importante es sí mismo.

Para conseguir estas claves ¿qué podemos hacer?

  1. Cuidar la ubicación: Solo podremos hacerlo la primera vez pero nos marca mucho. Una buena selección ayuda para siempre.
  2. Cuidar el local y su decoración: También suele ser algo que no se cambia a menudo, pero que marca en gran manera la experiencia que vamos a dar. 
  3. Seleccionar bien al personal: Las personas son una de las claves de cualquier empresa. Una cuidada selección de personas ayudará mucho a tener un negocio que genere un buen valor al cliente pero también rentabilidad.
  4. Definir las Operaciones: Describir cómo debe ser nuestro servicio, no dejarlo al azar o a la decisión de cada uno. Si no hay una norma, es muy difícil dar consistencia al servicio. Un día daremos nivel 10 y otro 6. El cliente quedará descontento si va dos veces y recibe diferente.
  5. Formar al personal: La continua formación de personal es un aspecto clave que influye mucho en la capacidad del equipo en la construcción de servicio así como en la contención de costes. La formación nos ayuda a vender más, a gastar menos tiempo y a tratar mejor al cliente.
  6. Seleccionar bien los productos: Tanto la cartera de productos que ofrezcamos como los componentes de compra son elementos claves. Por tanto una buena selección sí será un gran factor.
  7. Cuidar los procesos de elaboración: El producto final se compone de materia prima y elaboración. Por tanto no debemos fallar en la preparación de nuestra oferta.
  8. Calcular bien nuestros precios: Solamente analizando bien los precios podremos tener una oferta que nos maximice la ocupación y la rentabilidad en paralelo. A la vez, las dos variables.
  9. Hacer una promoción eficaz: Se trata de conseguir tener una buena reputación en el mercado objetivo ideal. Debemos trabajar qué acciones son las rentables y en qué soportes nos sirven. Hay locales que funcionan sin promoción y otros que funcionan gracias a la fuerte promoción. Deberemos encontrar nuestro punto.
  10. Escuchar al cliente y rectificar: Hay que saber escuchar al cliente para interpretar qué quiere. No todo se lo podremos dar pero nos puede indicar la línea y darnos muchas ideas de mejora.

Hagámos bien estas 10 cosas y nos ayudará en nuestra búsqueda del éxito.

Buscar proveedores
Equipamiento

(1245 proveedores)

Dónde


 

Tipo proveedor


 

Sirve a