Dónde


 

Tipo proveedor


 

Sirve a


 

Más comida casera y menús adaptados, según la AECOC

Te decimos qué quiere el consumidor español cuando va a un restaurante

El consumidor español lo tiene claro: comería más fuera de casa pero sus limitaciones para hacerlo son su necesidad de controlar el gasto y su deseo de seguir una dieta saludable y equilibrada. Por ello, exige a las empresas de restauración menús a precios cerrados y ajustados –especialmente en días laborables-, más comida casera y tradicional en su oferta y respuesta a las necesidades de colectivos como los alérgicos al gluten, etc… Estas son las principales conclusiones del estudio “Cómo recuperar al consumidor del fuera del hogar” centrado en el sector de restauración y realizado por AECOC.

 

Hay que adaptarse a los tiempos y cada vez son más los consumidores que miran con lupa, no solo el coste de los platos de unja carta, sino los ingredientes con los que se elaboran y hasta la forma de cocinarlos. Estamos concienciados con la salud y el bienestar y no queremos estropearlo por una noche de cena. Esta es solo una de las principales conclusiones que han salido a relucir tras el estudio de la AECOC,  “Cómo recuperar al consumidor del fuera del hogar”. Una investifgación centrada en el sector de restauración y realizada por AECOC mediante su plataforma de estudios del comprador AECOC Shopperview.

Más exigentes y concienciados

De este exhaustivo trabajo se desprende que el consumidor español quiere que las empresas de restauración trabajen fundamentalmente en tres áreas: cuidar la imagen (limpieza, mobiliario, decoración…), potenciar la comunicación con el consumidor (destacar las ventajas del consumo fuera del hogar, conectar con el consumidor por distintos canales…) y mejorar la calidad (en servicio y atención, y en productos –saludables, ecológicos, de proximidad…). La situación ha cambiado con respecto a la anterior década. Nos hemos vuelto más exigentes; no nos dehamos llevar solo por lo externo o las modas sino que buscamos la excelencia en la cocina.

Los precios también hablñan. La media de precio considerado razonable es de 8,26€ para una comida en días laborables y de 11,63€ durante el fin de semana Además, cuando los españoles se deciden a salir de casa para comer, cenar o tomar una copa esperan vivir una experiencia diferente a la que podrían tener en su hogar. En caso contrario, no ven compensada la inversión económica.


Distintos segmentos de consumidores

El estudio de AECOC analiza, asimismo, las preferencias de cinco colectivos distintos: jóvenes universitarios, personas con hijos de hasta 14 años, trabajadores con jornada partida, trabajadores senior y jubilados. En ese sentido, el informe confirma que para los consumidores jóvenes y de mediana edad – personas con hijos menores de 14 años, trabajadores con jornada partida y universitarios- el principal aspecto a mejorar en la restauración es adecuar el precio a la calidad (20,8%, 19,5% y 14,2% del total respectivamente). Por el contrario, para los trabajadores de mayor edad y los jubilados el aspecto que ofrece mayores oportunidades de mejora es la atención del personal (17,3% y 17,4% respectivamente).

Sobre el estudio

Para el trabajado se ha entrevistado a más de 3.000 consumidores de Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga, Valencia, Coruña, Vigo, Bilbao y Baleares. En las tres primeras ciudades se ha realizado además un “diario del consumidor”, analizando todas sus comidas durante una jornada completa y, adicionalmente, en Madrid un “focus group”.

Redacción Inforestauracion
12/02/2015