Buscar proveedores
Equipamiento

(1245 proveedores)

Dónde


 

Tipo proveedor


 

Sirve a


 

Entrevistamos a Pau Guardans, presidente & CEO de Único Hotels

"Nuestros hoteles son una manera de redescubrir la ciudad"

Acaban de incorporar Madrid a su portfolio de hoteles: un palacete de 44 habitaciones en la mejor zona de la capital es el nuevo hotel urbano para el segmento del lujo de Único Hotels. De nuevo: ocio y negocio. Para saber más y mejor de Único Hotels hemos hablado con su presidente, el empresario Pau Guardans.

Infdorestauracion.- Ocio y negocio fue su elección...
Pau Guardans.- Cuando empecé el grupo tenía la ilusión de tener más de un hotel en ciudades que tuvieran una combinación divertida entre ocio y negocio. Por supuesto empecé por Barcelona que era una ciudad que ya conocía y cuyo componente de ocio y negocio es muy fuerte...

I.- Bueno, el Grand Hotel Central
P.G.- Sí. Era lo más sencillo. Estaba muy familiarizado con el mercado barcelonés. Luego surgió la oportunidad de Bilbao...

I.- ... Y llega Madrid
P.G.- Sí. aunque no tan rápido. Han sido tres año de trabajo. Sabía que quería estar en Madrid. Lo tenía clarísimo lo que no veia tan nítido era el ‘cómo’.

I.- ¿Cómo?
P.G.- Con un palacio espectacular en pleno barrio de Salamanca.

I.- De entrada suena muy bien
P.G.- Bueno es un edificio en el que coincidían muchos aspectos que lo hacían muy fácil para mi: la dimensión del hotel es magnífica, su posicionamiento de lujo es el que nos gusta a nosotros; el hecho de que estuviera Ramón Freixa en el restaurante también lo hacía muy fácil...

I.- Suena mejor aún
P.G.-Hemos hecho un trabajo muy intenso: lo hemos reformado de arriba abajo e incorporado servicios que no había y que eran necesarios para el perfil que queríamos en este hotel.

I.- Por ejemplo
P.G.- El lujo pide servicios muy cercanos y con un componente de tecnología muy importante. En el hotel de Madrid todas las ‘junior suite’ hay Ipads y en la recepción también a disposición de todos los clientes. En Madrid, Barcelona y Bilbao, en todas las habitaciones, puedes poner tu música, tu propia música...

I- ¿Casaba este proyecto en Madrid?
P.G.- Perfectamente. Era la apuesta que quería hacer en Madrid: un hotel de lujo.  Es uno de los segmentos en los que creo que Madrid tiene todavía campo por recorrer. Madrid es una ciudad con un futuro interesante y crecimientos importantes en temas turísticos por su componente corporativo de negocio, muy fuerte, y porque en los próximos años desarrollará con más fuerza su componente de ocio. Ya está trabajando en ello: adecuando muchos espacios que antes no tenía.

I.- ¿Expectativa cubierta, pues?
P.G.- Mire, mis expectativas a estas alturas de la vida son claras que los clientes estén muy satisfechos y que los que trabajamos en el hotel nos lo pasemos muy bien. Ambas cosas van de la manos, si no nos lo pasamos muy bien es muy difícil que los clientes salgan satisfechos.

I.- - ¿Ventajas de no ser una cadena hotelera mastodóntica?
P.G.- Pues, puede ser. Nosotros no tenemos ninguna vocación de ser una cadena de hoteles y mucho menos de dejar de ser una empresa pequeña. Yo he tenido la suerte en mi vida de gestionar una empresa bastante grande en el mundo de la hostelería - consejero delegado de AC Hoteles desde su fundación-. Se lo que es trabajar en una empresa enorme y en una pequeña y en éstas últimas te puedes permitir el lujo de tomar decisiones no previstas. Hoy por hoy quiero aprovechar las ventajas de ambas.

I.- Gestiona una colección de hoteles urbanos de lujo...
P.G.- Es cierto: hoteles distintos, en ciudadades que son distintas y con clientes que también son distintos y que acuden a las ciudades por razones distintas y que esperan cosas distintas. Por lo tanto,tratarlo todo de la misma manera sería empobrecer las expectativas del cliente y la capacidad de imaginación de la gente que trabaja en el hotel.

I..- Algo habrá que se asemeje
P.G.-Obviamente hay unos criterios de gestión homogéneos y procuramos hacerlo de forma parecida pero con las particularidades de cada uno.

I.- - ¿Qué encuentra el cliente que sea similar en sus hoteles?
P.G.- Hay claves de estética del hotel que han de permanecer: una estética elegante, con un punto sofisticada e intemporal. No creo en la estéticas demasiado rompedoras.  

I.- .- Inciden en que sus hoteles sirvan para descubrir la ciudad
P.G.- A nosotros nos hace mucha ilusión que el hotel sea parte del viaje. ¿Qué quiere decir esto? Que es el hotel el sitio desde el que arranca tu conocimiento de la ciudad. Por eso tiene que ser distinto, porque el viaje es distinto.

I.- - Y lo plasman en sus tres hoteles.
P.G.- En Barcelona hemos escrito una guía de la ciudad desde el hotel en la que recomendamos los bares, las tiendas, los museos, los restaurantes... Lo explicamos todo desde la ubicación del mismo hotel. En el caso de Madrid estamos terminando de la mano de Álvaro Castro -un periodista especializado en guías de viajes- un plano que vamos a poner en todas las habitaciones en el que explicamos las tiendas, los sitios de moda que hay pero con recomendaciones... Se llamará ‘Basic & Tips’.

I.- .- Buena idea, original y útil.
P.G.- Nos gusta mucho que el hotel de Madrid sea la manera de conocer Madrid y que el hotel de Barcelona sea la manera de conocer Barcelona... De hecho, desde nuestras páginas webs hablamos mucho más de las ciudades que del propio hotel. Explicamos más el clima de la ciudad, la agenda de actividades, las inauguraciones de locales y tiendas...

I.-  ¿Y sobre la oferta gastronómica?
P.G.- En cada ciudad hemos hecho una apuesta distinta. En Barcelona,  que es donde empezamos con Ramón Freixas, quisimos hacer un restaurante donde pudieras tener una alta gastronomía informal. Es decir, cocina de mucha calidad con unas raíces muy claras -la característica de Freixas es precisamente esa, que hace una cocina muy vanguardista pero se sabe de dónde es- pero a la vez con un componente informal...

I.- El Avalon... Qué ahora tiene un nuevo planteamiento
P.G.- Sí. Es un restaurante con mucho cliente habitual. Y eso pide un tipo de cocina que sea menos de fiesta y más de repetir. Ahora  lo que hemos hecho es reformar la sala para que sea aún más cálida, con más espacios para quedarte a tomar un café o un gin tonic... Es una forma de ayudar a que los clientes alarguen la conversación y la conspiración... -ríe- es muy bueno que la gente conspire en los restaurantes. Da mucho juego.

I.- ¿Y en Madrid?
P.G.- Es totalmente distinta: altísima gastronomía en una ciudad que ya tiene una excelencia en la gastronomía y cabía hacer un restaurante con mucha ambición. Madrid es una fiesta y cada comida es una fiesta.

I.- Pinta tan bien que no puedo evitar preguntarle: ¿Qué ruta me recomendaría que hiciera en sus hoteles?
P.G.- Pues es difícil elegir... Tendrías que hacer una combinación entre pasar un día en la piscina del Grand Hotel Central Barcelona, viendo la impresionante vista de la ciudad desde la terraza con cócktel incluido...

I.- Eso debe ser adictivo
P.G.- Te recomendaría además que fueras a la biblioteca del hotel donde tenemos unos excelentes libros sobre Barcelona...

I.- Perfecto
P.G.- Una cena en el restaurante de Freixa en Madrid es imprescindible y disfrutar de los jardines del Hotel Único sobre todo por la tarde, que el clima de Madrid es excelente. No te puedes ir a dormir sin encargar en recepción para el  día siguiente una cita con un ‘personal shopper’ para ir de compras por el Barrio de Salamanca. Y ya en Bilbao, visitar la zona de aguas del Hotel Miró, antes o después de visitar el Guggenheim, por supuesto...

I.- Le haré caso...

Beatriz Rodríguez
22/07/2011